1951-1984

La Ciudad de Lugo, cuna del piragüismo Gallego, creó el Descenso del miño que titularidade de “Copa Miño” a disputar entre Rábade y el Club Fluvial Lucense, el día 12 de Octubre del año 1951, organizada por el arbito internacional lugues Don Jacinto Regueira Alonso (q.e.p.d.).

La prueba tuvo tanto eco nos medios deportivos, que sirvió de acicate para lo desenrrolo de otras pruebas similares, ademáis de crear el semilleiro que brotaría de manera muy fructífero en la práctica del deponerte de la pala en la juventud de aquellos años y en la actualidad, que por su entrega y aficción, colmaron con sus triunfos los más brilantes loureiros, no sólo en el ámbito nacional senon también internacionalmente, haciendo mención especial a Misioné, Cuesta, Chilares, Campos,etc., que sitúan a nuestra ciudad en la cúspide del piragüismo, y que con sus méritos, invitan a ser imitados por las lexións presentes y futuras del piragüismo lucense.

En la primera edición de la Copa miño, en la que triunfaron Moral y Álvarez Granero, en representación de la “Peña Trevinca”, invirtiendo dos horas desde su salida en el puente de Rábade incluso la meta en el Club Fluvial, padeciendo durante toda la tarde a pertinaz lluvia, que desmereceu tal hazaña y restó muchos xiareiros.

El éxito deportivo y la feliz acogida nos medios informativos y sociales, animó a continuar y lograr interesar en su desenrrolo a la Comisión Municipal de Fiestas de nuestra ciudad de la que contamos con el apoyo, más en el ambente festeiro-deportivo, que en el económico, gracias lo cual llegamos la celebración de la XXV Edición, las “bodas de plata” de la Copa Miño, el día 18 de Junio, día de Corpus, como ya es tradicional, aun cuando las seis primeras ediciones se celebraron coincidentes cas fiestas Patronais de la ciudad(Sano Froilán), pero debido las inclemencias del tiempo en ésas fechas, hizo aconsellable hacer la Copa Miño a partir del año 1963 en la mencionada fecha, coincidente con el Corpus, sumándose a la solemnidade de las fiestas que con tal motivo celebramos.

Sí con anterioridade fixose mención especial a la colaboración que se tuvo de la Comisión de Fiestas hasta 1956, debemos de reseñar que entre los años 1957 y 1962, fue negada, por lo que se justifica la interrupción que hubo en su celebración al no tener eco a solicitud de ayuda económica, indispensable para lograr la participación de clubes de otras regiones, que que su asistencia, dieron caracter nacional a la prueba.

Con el tesón característico en todo deportista, la Federación Lucense de Piragüismo logra vencer la serie de dificultades que se presentaron, y en el año 1963 organiza la “VII Copa Miño”, con una nutrida participación, que por su brilantez tanto deportiva como de público, continúa ininterrumpidamente para prestigio del piragüismo y del deporte Lugués.

Éste es el historial de la Copa Miño:

El 12 de octubre de 1951, con más entusiasmo que preparación deportiva, se celebró su primera edición, sólo con participación provincial, en la que fueron vencedores absolutos José Álvarez Granero y Antonio Moral Cons, tripulando la k-2 del clube “Peña Trevinca”, invirtiendo en el recorrido 2 horas.

El primero individual fue Demetrio de Monforte de Léemelos, que lo hizo en dos horas y cuarenta y siete minutos.

También su segunda edición fue de categoría provincial y tuvo lugar el 5 de octubre de 1952, logrando el trunfo los hermanos José y Genaro Pérez del Club Fluvial de Lugo con un tiempo de una hora y cincuenta minutos, no consiguiendo llegar a la meta, antes del tiempo establecido de cierre de control, ninguna embarcación individual.

La “III Copa Miño”, se celebró en 1953 y fue una K-2 del Grupo de Cultura Covadonga de Gijón tripulada por Mario y Emilio García Blanco que en 1 hora y 42 minutos se clasificó primera, correspondiendo el primero puesto en K-1 a José Pérez de la Federación Atlética Lucense. En ésta tercera edición fue la primera vez que EN El-DEL recogió las vicisitudes de la prueba, favoreciendo que su divulgación las siguientes ediciones.

En 1954 a “IV Copa Miño” fue conquistada de nuevo polos hermanos Mario y Emilio García Blanco integrados éste año en el equipo de Educación y Descanso de Gijón, invirtiendo 1 hora y 47 minutos. También José Pérez del Club Fluvial de Lugo conquistó el primero puesto en K-1 con 2 horas y 28 minutos.

Acierto Lorenzo y Ángel Valdés del Grupo Cultura Covadonga de Gijón se adjudicaron la “VI Copa Miño” celebrada en 1956, el primero día de Octubre, con un tiempo de 1 hora, 41 minutos y 30 segundos.

Destacamos la meritoria clasificación de Adolfo Pérez y Francisco Sánchez del Club Fluvial de Salamanca ocupando el tercero puesto en K-2, así como la de los Zamoranos José Fernández y Florentino Rodriguez, quintos en K-2, siendo el primero individual Moisés Morán del Clube de Mar de Villaviciosa, uno de los vencedores en 1985, que paró el crono en 1 hora 50 minutos y 6 segundos.

La “VII Copa Miño” se celebró el 15 de Junio de 1963, que mayor participación conseguida hasta ésa fecha, y que mereció resaltar por el periodista Juan María Gallego Tato en el diario “Él Progreso de Lugo”. Entre otros elogios decía:

“Nuestro río, desde Rábade hasta aquí, quedó éste serán desplanchado por cisnes-piraguas de varias provincias”.

Ésta edición mereció atención por su filmación por EN El-DEL y Televisión Española.

Luis Cueto y Benito Rodriguez del Club Virgen de lanas Mareas de Avilés, fueron vencedores absolutos, en un tiempo de 1 hora, 30 minutos y 20 segundos.

La ?VIII Copa Miño? se celebró el 28 de Mayo de 1958?, en la que intervinieron 32 embarcaciones, resultando vencedores en K-2 Francisco Guerra y Liño Román de él Club Ensidesa de Avilés, en 1 hora, 34 minutos, 12 segundos, y en K-1 fue Pedro Cuesta del Club Fluvial de nuestra ciudad lo que ocupó la primera posición en 1 hora, 48 minutos, 10 segundos, triunfo que mereció los mayores elogios del público y medios de comunicación, ya que con eso consideramos iniciaron los consecutivos éxitos que los lucenses cosecharon en la mayor parte de las competiciones en las que figuran las más destacadas figuras del piragüismo Español.

Al no celebrarse otras fiestas en Corpus, fuera de las de solemnidade religiosa, en el año 1956, la organización de la prueba hubo de aplazar la celebración de la “IX Copa Miño” para lo 3 de Octubre, incluyéndola en el programa festero de Sano Froilán.
A partir de esta edición, el valioso trofeo que simboliza la competición, sería adjudicado por clubes/clubs, y se establece el Campeonato Gallego de Descenso de Ríos.

Javier y Juan del club Corisa-Los Rápidos de Arriondas, se proclamaron campeones con un tiempo de 1 hora, 33 minutos, 7 segundos. Destacamos a los juveniles del Club Fluvial Miguel Ángel Pintado y Manuel Pérez que se clasificaron cuartos en la general y primeros juveniles, además de Campeones Gallegos de Descenso de Ríos.

Novamente, el Lucense Pedro Cuesta García, ahora domiciliado en Madrid por motivos laborales, y afiliado a la OJE de la capital, se alzó con el triunfo individual invirtiendo 1 hora, 48 minutos, 10 segundos, exactamente el mismo tiempo que la edición anterior.
El 9 de Junio de 1966, ya intercalada en el programa festero del Corpus y con 45 embarcaciones, se celebra la ?X Copa Miño?, siendo vencedores en K-2 Luis García Blanco, padre y hijo, del Grupo Cultura Covadonga de Gijón, con un tiempo de 1 hora, 25 minutos, 15 segundos, consiguiendo mejorar el record.
Los juveniles del Club Fluvial Ángel Villar ?Chilares? y Acierto Lorenzo logran su entrada en meta a sólo un minuto de los vencedores absolutos, clasificándose segundos en la general y vencedores en su categoría. Luís cueto del Club Piraguas de Avilés, fue el vencedor individual, con un tiempo de 1 hora, 34 minutos y 13 segundos.

La “XI Copa Miño”, se celebró el día 25 de Mayo de 1967, contando con la participación de 15 clubes/clubs nacionales y un total de 60 piraguas, proclamándose vencedores Ángel Villar ?Chilares? y Manuel Pérez del Club Fluvial de Lugo en 1 hora, 21 minutos, 30 segundos, uniendo a su triunfo lo haber vencido el record establecido. También en K-1 lo Lucense Pedro Cuesta García (que por hallarse cumpliendo el servicio militar en la zona central figura con licencia federativa de Madrid), de nuevo logró en primero puesto en K-1 en un tiempo de 1 hora, 29 minutos, 23 segundos.

En este año se establece el premio de etapa ?Trofeo de Hombro?, que donó el Doctor José Penas Magdalena (q.y.p.d.) y que se otorga a la embarcación que pase en primero puesto por el puente de Hombro. También destacamos que en esta edición, estuvieron presentes embarcaciones de los cuatro provincias Gallegas. El Club Piraguas de Avilés, fué el primero clasificado, y por lo tanto conquistó la ?Copa Miño?.

El 13 de junio de 1968, se celebró la “XII Copa Miño”, que tuvo nutrida participación, y por primera vez ganó la prueba una embarcación K-1 tripulada por Luis Cueto de lana Asociación Atlética Avilesina en 1 hora, 27 minutos, 6 segundos, y fué seguido en la clasificación general por otras dos embarcaciones individuales. La primera K-2 llegó la meta en cuarta posición tripulada por los juveniles Ángel González y R.Álvarez también de la Atlética Avilesina, invirtiendo 1 hora, 32 minutos, 55 segundos. El trofeo ?Copa Miño? fué adjudicado a la Asociación Atlética Avilesina.

La “XIII Copa Miño” se celebró el 5 de junio de 1969, en la que resultaron vencedores absolutos José Ignacio González y Joaquín Fernández, del Grupo de Empresas Ensidesa de Avilés, con un tiempo de 1 hora, 16 minutos, 16 segundos, estableciendo un nuevo record. Como primero individual se clasificó Luis Cueto de él Club Mar de Avilés con 1 hora, 24 minutos, 15 segundos y en la clasificación por Clubes/Clubs se impuso el Cisne de Valladolid.

Luis Cueto y Ramón Fernández de él Grupo de Empresas Ensidesa de Avilés, vencieron en la ?XIV Copa Miño? celebrada el 28 de Mayo de 1970, con un tiempo de 1 hora, 18 minutos, 12 segundos. Pedro Cuesta del Club Fluvial de Lugo, fue el vencedor en los individuales en 1 hora, 22 minutos, 57 segundos. El valioso trofeo Copa Miño, se adjudicó al Club de Mar de Avilés.

El 10 de junio de 1971, fecha en que se desarrolló la ?XV Copa Miño?, el triunfo lo consiguieron los palistas del Club Fluvial de Lugo Pedro Cuesta y Ángel Villar ?Chilares? en 1 hora, 9 minutos, 2 segundos, venciendo el record. Juan Francisco Rodriguez, del Cisne de Valladolid, fue el primero en K-1, en 1 hora, 13 minutos, 14 segundos, y por clubes/clubs fue primero el Fluvial de Lugo.

Al coincidir la celebración del Campeonato de España por Clubes/Clubs en Portomarín (Lugo) en fechas muy próximas a la XVI edición de la Copa Miño, en este año se registró una numerosa y muy selecta participación en el Descenso del Miño, que tuvo lugar el primero día de Junio de 1972, y de nuevo, Luis Cueto con Julio Fernández (nuevo compañero) del Grupo de Empresas Ensidesa de Avilés, se alzaron con el triunfo absoluto en 1 hora, 16 minutos, 4 segundos. José M. Corral del Club Fluvial de Lugo venció en K-1, con 1 hora, 24 minutos, 59 segundos. Otro triunfo más para Lugo, al conquistar el trofeo Copa Miño el Club Fluvial.

Pero cuando el éxito fue rotundo para nuestra ciudad fue en el año 1973. En la ?XVI Copa Miño?, se clasificaron vencedores absolutos Pedro Cuesta y José López Morán, en un tiempo de 1 hora, 21 minutos, 6 segundos, y Ángel Villar ?Chilares? del Club Fluvial, campeón individual en 1 hora, 26 minutos, 58 segundos. Completando estos laureles, el Club Ancares de Lugo, al ser clasificado primero y por lo tanto, conquistando la ?Copa Miño?.

El 13 de Junio de 1974, Vicente Rasueros y Esteban Vicente de él Kayak de Salamanca fueron los vencedores en la “XVIII Copa Miño”, en 1 hora, 21 minutos, 35 segundos. Ángel Villar ?Chilares? de nuevo se alza con el triunfo entre los individuales en un tiempo de 1 hora, 28 minutos, 11 segundos.El Kayak de Salamanca fue el primero club clasificado. Hemos de resaltar la acción de salvamento de una jóven que estaba bañándose aguas abajo del puente de Hombro, y en peligro de su vida, llevada a tenérmelo por el palista del Club Náutico José María Corral, quien en verdadera hazaña consiguió llevarla la tierra, y como consecuencia en detrimento de su clasificación en la competición.

Alberto Campos y José Antonio Fernández de él Club Ancares, se alzaron con el triunfo absoluto en la ?XIX Copa Miño?, celebrada el 29 de Mayo de 1975, invirtiendo 1 hora, 24 minutos, 58 segundos. También el Club Ancares obtiene el primero puesto, y de nuevo recibe el artístico trofeo que simboliza la prueba.

El 19 de junio de 1976 se celebró la “XX Copa Miño”, consiguiendo el liderato por segunda vez Alberto Campos y José Antonio Fernández de él Club Ancares, en 1 hora, 23 minutos. Sigue Ángel Villar “Chilares” con la supremacía en las K-1, invirtiendo 1 hora, 26 minutos, 20 segundos. Por equipos logró el primero puesto el Club Ancares.

La “XXI Copa Miño” se celebró el 5 de junio de 1977, clasificándose vencedores absolutos Alberto Campos y José Antonio Mosquera de él Ancares, con un tiempo de 1 hora, 11 minutos, 25 segundos. Un año más Ángel Villar ?Chilares? se clasificó primero en K-1, en 1 hora, 22 minutos, 30 segundos. El Trofeo ?Copa Miño?, se adjudicó al Club Los Cuervos-Toscaf de Pravia.

De nuevo vencieron en la ?XXII Copa Miño?, los asturianos, ya que la K-2 tripulada por José Luis Álvarez y Francisco Labra del club Los Cuervos-Toscaf de Pravia fue la que primero llegó a la meta en 1 hora, 8 minutos, 22 segundos, que establecieron un nuevo record. Álvaro Dobarro Buitrago del Club Naval Laybe de Pontevedra fue el primero K-1 clasificado en 1 hora, 23 minutos.
Álvaro Gasalla.

Alberto Campos y Ángel Villar “Chilares” del Ancares, se proclamaron vencedores absolutos de la “XXIII Copa Miño”, celebrada el día 12 de junio de 1977, con un tiempo de 1 hora, 10 minutos, 37 segundos. Juan Carlos de Ana de Club Los Cuervos-Toscaf de Pravia fue el primero K-1 que entró en meta, invirtiendo 1 hora, 19 minutos, 37 segundos.

Alberto Campos y Ángel Villar “Chilares” del Ancares, se proclamaron vencedores absolutos de la “XXIII Copa Miño”, celebrada el día 12 de junio de 1977, con un tiempo de 1 hora, 10 minutos, 37 segundos. Juan Carlos de Ana de Club Los Cuervos-Toscaf de Pravia fue el primero K-1 que entró en meta, invirtiendo 1 hora, 19 minutos, 37 segundos. Por equipos venció Los Cuervos-Toscaf de Pravia.

En la edición XXIV de la “Copa Miño”, la organización acuerda que la meta se situe bajo los arcos de la ponte romano de Lugo, aumentando consecuentemente el recorrido del arroyo en 500 metros, estableciendo un nuevo record Juan Carlos de Ana y José Luis Jimenez de los Cuervos-Toscaf de Pravia, en 1 hora, 17 minutos, 24 segundos. Por segundo año consecutivo, Álvaro Dobarro Buitrago del Naval Laybe de Pontevedra se clasificó primero en K-1, en 1 hora, 22 minutos, 37 segundos. El Club Ancares de Lugo obtiene el primero puesto y el valioso trofeo que simboliza la prueba.

Con gran participación y selecta afluencia de clubes/clubs nacionales y por primera vez de los Portugueses afiliados al Ximnasio de Villa del Conde, Náutico de Crestuma, Ximnasio de Águeda y Centro Deportivo Universitario de Oporto, se celebraron los casamientos de plata de la Copa Miño con suyo XXV edición el día 18 de junio de 1981, intervenido 136 embarcaciones, integradas en 19 clubes/clubs, que mereció ser destacada en Televisión Española en un Especial Deportivo dedicándole 25 minutos, recogiendo los más pintorescos escenarios de la prueba, así como las salidas, la llegada a meta y acto solemne de entrega de trofeos por las autoridades, y numerosísimo público, que siguió el descenso desde Rábade hasta Lugo.

Ángel Villar “Chilares” y Francisco Fernández del Náutico Lucense se proclamaron vencedores absolutos en 1 hora, 16 minutos, 12 segundos. La Lluís Gregorio Ramos Misioné del incluso club correspondió el liderato entre los individuales con 1 hora, 21 minutos, 40 segundos. El Club Náutico Lucense fue el primero clasificado, logrando puntuar otros 8 clubes/clubs más, entre ellos el Ximnasio de Villa del Conde(Portugal). Gran eco tuvo nuestra ?Copa Miño?, nos medios de comunicación, no sólo entre el local y el regional, sino también entre los más destacados deportivos nacionales.

El 19 de junio de 1982, se celebró la “XXVI Copa Miño” intervenido 22 clubes/clubs con un total de 135 piraguas, alzándose con el triunfo absoluto a K-2 de Ángel Villar “Chilares” y Francisco Pino de él Club Niebla de nuestra ciudad, en un tiempo de 1 hora, 16 minutos, 28 segundos, correspondiendo en primero puesto en K-1 a Alberto Campos de él Ancares de Lugo en 1 hora, 24 minutos, 50 segundos. Por clubes/clubs venció lo de Pravia, Los Cuervos Aldi.

La XXVII Copa Miño tuvo gran relieve nos medios de comunicación por haberse vencido el record, ya que los triunfadores, los hermanos Ángel y Alberto Campos de él Ancares de Lugo invirtieron 1 hora, 5 minutos y 20 segundos. Francisco Fernández de él Niebla de Lugo se impuso la todos sus rivales en K1 con un tiempo de 1 hora, 14 minutos, 33 segundos. Desde los 18 clubes/clubs que participaron, sólo dos lograron clasificarse, ocupando el primero puesto el Ancares de Lugo con 17 puntos, seguido del Amigos del Remo de Zamora con 12 puntos. Se celebró el 2 de junio de 1983.

La XXVIII Copa Miño, celebrada el 21 de junio de 1984, contó con la participación de 22 clubes/clubs(4 de Portugal) en los que estaban integradas las 140 embarcaciones, el mayor número del historial de la prueba. De nuevo los hermanos Ángel y Alberto Campos conquistaron el liderato en 1 hora, 8 minutos, 11 segundos, pertenecientes al Ancares de Lugo, siendo José María Fernández Villamiel, también del Ancares, el vencedor en K1, en 1 hora, 16 minutos, 18 segundos. Los Cuervos-Aldi de Pravia, fue el club que logró el primero puesto.

El 6 de junio de 1985 tuvo lugar a “XXIX Copa Miño” puntuable para a I Liga Gallega de Piragüismo “Trofeo Xunta de Galicia”, intervenido 216 embarcaciones. Por tercero año consecutivo vencieron los hermanos Campos, esta vez de la Escuela Lucense de Piragüismo, en un tiempo de 1 hora, 10 minutos, 35 segundos. En K-1 renovó su primacía José M. Fernández Villamiel, también de la Escuela Lucense, en 1 hora, 14 minutos. Consiguió el liderato por clubes/clubs el Amigos de Remo de Zamora con 7 puntos.

Cerramos esta sucinta crónica-historial de nuestro Descenso Copa Miño, cuya línea ascendente quieta bien patente, tanto por lo que la participación se refiere cómo ponerlo nivel deportivo de los palistas, y nuestra alegría desborda el entusiasmo que seguimos teniendo en su continuidad, al apreciar la valía y la dedicación de los directivos de la Federación Territorial Lucense de Piragüismo, que nos hace suponer un venturoso futuro para nuestro deporte favorito, con la esperanza de que siga ostentando el segundo puesto en celebración de los descensos de los ríos Españoles(el primero corresponde al Serla) incluso sus Bodas de Oro, con el entusiasmo y celo que todos ponemos al programar la celebración de los XXX años de nuestra “Copa Miño”.